«Barbarie y Sangre en Memoria de Cristo» 1993-2018 — ¡25 AÑOS!

Denso, pesado y criminalmente subvalorado, este EP constituye tal vez el momento más oscuro de MASACRE. He aquí el contexto.

MASACRE - «Barbarie y Sangre en Memoria de Cristo», 12" EP (1993).

MASACRE – «Barbarie y Sangre en Memoria de Cristo», 12″ EP (1993).

El sábado 5 de septiembre de 1992, MASACRE toca por primera vez en el Teatro al Aire Libre Carlos Vieco Ortiz, presenta a su nuevo baterista Víctor Hugo Gallego. En el repertorio de esa tarde, se interpretó por primera vez en vivo la canción ‘Una Flor Sobre Mi Tumba’, muestra de lo que estaba preparando la banda.

MASACRE en el Teatro al Aire Libre Carlos Vieco Ortiz, s{abado 5 de septiembre de 1992. Entre los roadies se ve a Jaime Ocampo de ATHANATOR. [Foto de los archivos de Román González]

MASACRE en el Teatro al Aire Libre Carlos Vieco Ortiz, s{abado 5 de septiembre de 1992. Entre los roadies se ve a Jaime Ocampo de ATHANATOR. [Foto de los archivos de Román González]

Los integrantes de MASACRE se tomaron su tiempo para componer el nuevo material. El núcleo que constituía MASACRE estaa mucho más curtido y las nuevas composiciones son más sólidas y estructuradas.

Imagen de previsualización de YouTube

«Barbarie y Sangre en Memoria de Cristo» se grabó durante los días 6, 7 y 8 de marzo de 1993 en los estudios Hangar de Federico López “Habichuela”, quien había sido asistente de grabación durante las sesiones del «Réquiem». Al iniciar, lo primero que se escucha en ‘Sarcasmo Divino’ son unos gritos de agonía , un lamento de alma torturada que alterna con la profunda voz gutural de Okendo, que en estaproducción adquiere una tonalidad cavernosa, y aunque se escuchan los blast-beats de Gallego aporreando los cueros de su batería, siempre dna pie a pasajes más lentos y melódicos. El último corte, ‘Una Flor Sobre Mi Tumba’ es, de lejos, la composición más densa, pero más sólida, de esta pieza originalmente prensada en vinilo. Para la dosis usual de death metal se incluye ‘Imperio del Terror’, canción que data de los primeros tiempos de la banda.

Compuesta por Andrés García, primer bajista de la agrupación, la canción había sido incluida en los dos demos de MASACRE y era permanente en los conciertos de MASACRE, pero fue descartada del repertorio de «Reqviem» porque no estaba del todo preparada para la sesiones de grabación de dicho álbum. En cuanto a las nuevas canciones, la música de ‘Sarcasmo Divino’ y ‘Una Flor Sobre Mi Tumba’ fueron compuestas principalmente por Dilson Díaz, bajista de la banda que había ingresado a MASACRE en 1991 poco antes de la grabación de «Reqviem» mientras que ‘Camino al Calvario’ fue compuesta por el guitarrista Juan Carlos Gómez.

LA IMAGEN

Como el creador de las letras de MASACRE era Alex Okendo, sus compañeros de banda le delegaron la misión de hallar la carátula para la nueva grabación, y Okendo escogió cuatro imágenes finales. Entre ellas, había dos en particular; una llamada «Camino al Calvario», que le inspiró la letra de la canción del mismo nombre, y la otra titulada «Santo Entierro».  Ambas, pinturas de óleo sobre tabla, eran obra del artista Juan de Flandes.

Juan de Flandes - «Camino al Calvario» & «Santo Entierro», óleos sobre pintura del retablo en la Catedral de Palencia, España.

Juan de Flandes – «Camino al Calvario» & «Santo Entierro», óleos sobre pintura del retablo en la Catedral de Palencia, España.

Este pintor flamenco nacido en territorio de la actual Bélgica se hizo famoso como pintor oficial en la corte de la reina Isabel de Castilla. Luego de la muerte de la reina, Juan de Flandes se dedicó a hacer obras religiosas por encargo de la iglesia. La imagen de la carátula hace parte del retablo mayor de la catedral de Palencia (España) compuesto por 10 imágenes en total y encargadas al pintor el 19 de diciembre de 1509. Como dato curioso, y siguiendo la costumbre de pintores renacentistas de hacerse selfies en sus cuadros, Juan de Flandes se retrató a sí mismo en esta pintura, caracterizándose en el personaje vestido de negro que aparece en todo el centro de la imagen.

LAS LETRAS

Si la música de esta placa es oscura, sus letras no se quedan atrás, y el tema de lo oscuro de la religión y la hipocresía de la fe ya había sido tratado antes en canciones como ‘Blasfemias’, pieza incluida en Reqviem con letra de Alex y música de Dilson, pero cuyo componente blasfemo y antirreligioso venía de la fuerte influencia de los “insultadores de cristo”, los brasileños SARCÓFAGO. La icónica banda había marcado un precedente con su imagen, su música y sus letras en la escena suramericana, y en una sociedad tan pacata como la de Medellín, denunciar y hablar fuerte contra las iglesias manejadas por los grandes capitales, y gritarle a la religión cómo se entroniza en sus altares de oro elevados justo en frente de los tugurios y barriadas en una burla a los desposeídos del mundo que siguen rindiéndose a sus pies, se presenta como un elemento recurrente en las letras de las bandas de la ciudad, y uno de los intereses específicos en las letras de MASACRE.

EL LEGADO

MASACRE - «Barbarie y Sangre en Memoria de Cristo», contracarátula. Fotografía de Alberto Montano. (1993)

MASACRE – «Barbarie y Sangre en Memoria de Cristo», contracarátula. Fotografía de Alberto Montano. (1993)

Mezclado y masterizado por Federico López “Habichuela” y producido por la propia banda, «Barbarie y Sangre en Memoria de Cristo» fue prensado en la planta de Discos Fuentes el miércoles 14 de julio de 1993. Lanzado en una edición limitada a 1.000 copias, los brutales golpes de Víctor Gallego, fortalecidos por el sonido grueso de la batería logrado por la mano de “Habichuela”, eran un preámbulo a lo que vendría después con «Sacro», el siguiente larga duración de la banda.

El 1º de mayo de 1993, MASACRE se presenta junto a las bandas POSGUERRA ATHANATOR en un concierto llevado a cabo en las bodegas de Tiempos Modernos en el barrio Lovaina en el Nororiente de Medellín. En esa ocasión, los teclados escuchados en las versiones en estudio fueron tocados en vivo por Kamilo Kratc, tecladista y bajista de la agrupación NEUS. Ya con el vinilo bajo el brazo, el 14 de agosto de 1993, MASACRE hizo su primera presentación en Venezuela, tocando ante siete mil personas en el Parque de las Naciones Unidas de Caracas, regresando a Colombia para presentare en la ciudad de Bogotá. En esta entrevista realizada en 1993 para el programa especializado Headbanger’s Ball de Veracruz TV Cable, la banda daba detalles sobre la gira que se realizaba para promocionar este vinilo.

Imagen de previsualización de YouTube

La influencia del doom metal es más que palpable en este EP y los cuatro integrantes de la agrupación siempre han sido amantes de BLACK SABBATH. Sin embargo, el EP fue muy criticado en su momento y los seguidores de MASACRE lo atacaron por “lento”; el oyente casual lo consideró como un aparente cambio de estilo musical inclinándose más al “doom” que estaba en boga por aquel entonces, mientras que el conocedor del material de la agrupación notará un cambio, no sólo en el sonido, mucho más robusto y compacto, sino en la atmósfera plúmbea que ubica esta placa en un lugar aparte en la discografía de la banda.

Pese a las críticas recibidas en su momento, «Barbarie y Sangre en Memoria de Cristo» sobre sale no sólo entre la discografía de la banda como un hito y un negro pero fresco hálito de lúgubre ceremonia y lenta marcha en el paso acelerado del furioso death metal de esta institución del Metal de Colombia.

Be Sociable, Share!

2 pensamientos en “«Barbarie y Sangre en Memoria de Cristo» 1993-2018 — ¡25 AÑOS!

  1. Masacre no es una banda de mi gusto, pero tanto este ep como su álbum el total death despertaron mi interés por escucharle. Sigue sin gustarme la banda pero esos dos trabajos son realmente atrayentes, lástima que sus propios fans satanizaran estos dos grandes trabajos.

  2. Tal vez bandas de Death Metal lento como Paradise Lost hayan influido en la composición de la música, porque definitivamente el Doom NO estaba en boga en esa época.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *