Black metal contra Antifa: el arma más poderosa es el Arte

La Policía del Pensameinto quiere obligarte a pensar de una única manera, el arte extremo ofrece múltiples caminos de divergencia, y la música es uno de ellos.

[La autora, Helena Semenyaka (Олена Семеняка), activista nacionalista ucraniana, Mágister en Filosofía de la Universidad Nacional de Kiev, publicó en su blog este artículo originalmente en inglés (You can read the original article here). Seguramente tendremos más escritos de ella para los lectores de Crónicas Estigias].

La reciente oleada de conciertos de black metal cancelados motivada por antifa dañó los conciertos no sólo para quienes compraron sus tiquetes. Un ataque continuo a bandas de black metal que nunca han afirmado ser políticas, no deja duda que los apóstoles de la inclusión sólo utilizan el Sigue leyendo

Del “batyushka” Rasputin a la banda Батюшка (batyushka): la tradición de la exquisita blasfemia rusa

Cuando los rusos blasfeman lo hacen con tanto estilo y elegancia que nosotros, brutos criados en la decadencia de Occidente, les tomamos como fervientes creyentes. La banda Batushka es el mejor ejemplo de ello. Y también lo era Rasputin.

Catedral de San Basilio (Moscú) convertida desde 1929 en museo y edificio público.

Catedral de San Basilio (Moscú) convertida desde 1929 en museo y edificio público.

[Sí, sí, la banda Батюшка no es rusa, es polaca. Pero igual, este artículo no es sobre la banda… o no del todo, en todo caso].

Aunque el dominio de la Iglesia Ortodoxa Rusa en la tierra de los zares durante los siglos XVIII y XIX era incuestionable, existieron de manera clandestina conocidas sectas religiosas clandestinas de carácter y rituales netamente eróticos. La evidencia disponible indica que tales sectas eran lideradas y dirigidas por hombres cuya visión, capacidades, prácticas y objetivos los revelaban como satanistas de primer orden (entendiendo por satanismo Sigue leyendo